Cuenta
Favor esperar un momento.

¿No tiene cuenta? Haga su registro.

×

Lavabilidad en arquitectónicas base agua

Pintura base agua

Análisis sobre las diferentes normas y propiedades que deben aplicarse en la formulación de pinturas arquitectónicas para cumplir con requisitos de lavabilidad.

Por STAR*

Cuando se habla de las propiedades de los diferentes tipos de recubrimientos, siempre será difícil establecer cuáles son más o menos importantes, porque finalmente cada una de ellas apunta hacia un determinado objetivo, y todos los seres humanos tenemos diferentes opiniones.

En las pinturas arquitectónicas base agua, algunos le darán mucha importancia al cubrimiento, y sí que lo tiene (rendimiento económico en la aplicación, m2 por galón, cubrir bien el color o material de fondo, con un número racional de manos, entre otras). También es muy importante la abrasión húmeda Norma Técnica Colombina NTC 966: 2001 (en Colombia con cepillo, medio o pasta abrasiva y cuña), la cual garantiza que ante la necesidad de “limpiar” el recubrimiento, y la posibilidad de requerir una agente abrasivo, para lograr lavar o limpiar dicha mancha, pues este no se desgaste, y terminemos con la necesidad de pintar de nuevo.

- Publicidad -

Y en este último comentario, encontramos las palabras claves, limpiar y lavar. Los consumidores de recubrimientos arquitectónicos han soñado que con solo una toalla húmeda se pudiera limpiar cualquier mancha, es decir, que esta limpieza en el hogar, fuera como la imagen que seguramente varios tenemos de una pintura antigrafiti.

Pero la realidad es otra, una gran cantidad de manchas se impregnan de tal forma a los recubrimientos, que finalmente en nuestros hogares terminamos polichando, o puliendo la pintura para eliminar dichas manchas, lo cual se termina haciendo con detergentes agresivos tanto química como físicamente.

Tal vez este sea un factor importante para considerar la lavabilidad de un recubrimiento arquitectónico, como una característica relevante, porque un recubrimiento fácilmente lavable, seguramente no tendrá tantos requisitos desde el punto de vista de la abrasión húmeda. Acá es importante recordar que para Colombia, la resolución 1154 de 22 de junio de 2016, define el cumplimiento obligatorio de las tres propiedades mencionadas, según el tipo de pintura para espacios interiores y exteriores, basado en las Normas Técnicas Colombianas NTC 1335.

Cuando hablamos de normas es importante conocer de dónde viene dicha información, por ejemplo si la norma dice tener correspondencia, es porque es una traducción idéntica de una norma ASTM, ISO u otra. Por el contrario, si en la bibliografía se nombra alguna norma, esta es solo referencia, o se tomaron algunos fragmentos, pero no es igual.

La NTC para lavabilidad es la 799 (que no tiene correspondencia pero en la bibliografía relaciona la norma ASTM D 4828: 1994 (re-aprobada en 2016), la cual a grandes rasgos describe lo siguiente: se aplica una o más películas sobre panel plástico negro, con un aplicador de 7 mils. Este se deja secar 7 días a condiciones controladas.

Posteriormente se trazan seis áreas de aplicación para manchas, en donde se ponen: labial (dos rayas), lápiz negro (10 rayas), lápiz rojo (10 rayas), salsa de tomate (2 rayas), mostaza (2 rayas), bebida cola (cualquiera del mercado) 2 rayas. Para las primeras 3 manchas, se utiliza un aplicador de madera aglomerada, con varias características y que adicionalmente lleva una pesa en uno de sus extremos, que busca garantizar que las aplicaciones tengan la misma intensidad.

Los agentes de manchado líquidos se dejan secar durante una hora. Y luego de esto, se aplica 10 gramos del jabón no abrasivo a la esponja humectada que pese entre 80 y 120 gramos (incluida el agua), y un soporte porta esponja que pesa 1 Kilogramo (el soporte y la esponja seca), se dan 100 ciclos en la máquina de abrasión a una velocidad de 37 +/- 1 ciclo. Luego se lava con chorro de agua suave, se deja secar y se evalúa: 10 sale totalmente la mancha y 0 igual la mancha, y en el intermedio 7, 5 y 3. Y se suman las 6 evaluaciones y se divide sobre los 60 puntos posibles, y ahí ya se tiene una regla de decisión.

- Publicidad -

Aunque el método de ensayo, de primera vista se ve sencillo, la verdad es que tiene demasiados detalles.

Es de anotar que cada laboratorio debe escoger la marca de la salsa de tomate, la bebida cola y la mostaza. Recordemos que estos tres alimentos pueden contener colorantes artificiales, como es el caso de la mostaza, la cual, para bajar el costo, la rebajan con algún alimento de menor precio, y para mantener la tonalidad la aditivan con tartrazina (amarillo No. 5). Al día de hoy, varias de las marcas del mercado declaran contener tartrazina, lo cual dificulta lograr una buena nota en esta mancha, igual acontece con la salsa de tomate, donde varias marcas usan colorantes, y obviamente las bebidas colas cuyos componentes son artificiales.

En resumen, Colombia tiene definidas dos propiedades, por un lado la abrasión húmeda, y por otro la lavabilidad o remoción de manchas.

Análisis en otras naciones
Cuando hablamos de estas propiedades en otros países, pues esto fue lo que encontramos:
En México, tienen la NMX-U-116-SCFI-2018 (que informa no concordancia con ninguna norma, y en la bibliografía hace relación a ASTM D2486-06: 2016), y la cual a grandes rasgos describe lo siguiente: Se aplican tres películas sobre panel plástico negro, con un aplicador de 7 mils. Este se deja secar 7 días, a condiciones controladas.

Se monta la lámina ya curada en la máquina de abrasión programada a una velocidad de 37 +/- 1 ciclo, con una laina (cuña) debajo del panel plástico, en dirección perpendicular al recorrido del cepillo (dicho cepillo incluido el contrapeso y porta cepillo debe tener un peso de 454 gr ± 2 gr. Debe haber sido nivelado usando una lija 100 ó 120 con 5000 a 10000 ciclos en la máquina de abrasión.

Si el uso del cepillo es frecuente, debe permanecer en agua, de lo contrario se remoja por 24 horas antes de las pruebas), el cepillo se debe sacudir para eliminar el exceso de agua, colocar sobre el panel, y agregar 2 ml de solución jabonosa (esta solución, es elaborada por el laboratorio, y la norma trae las recomendaciones). Se verifica que el contador de ciclos esté en cero y se da inicio a la prueba.

- Publicidad -

La prueba terminará al existir una línea continua sin pintura en el mismo sentido que la trayectoria del cepillo y que cruce a lo ancho de la laina o cuña, es decir 12,7 mm. En principio las pinturas de alta resistencia mostrarán una línea o dos líneas delgadas, las de resistencia media, líneas más gruesas y las de resistencia baja, prácticamente del ancho del cepillo; esta norma trae gráficas con patrones típicos. Posterior a esto se hace el manejo de los datos, y se tiene un resultado.

En principio esta norma (NMX-U-116-SCFI-2018) tiene más parecido con la NTC 966 (considerando que la colombiana hace referencia bibliográfica igualmente en la ASTM 2486-00), recordemos que la mexicana lo hace a la versión 2016.

México también cuenta con la NMX-C-429-ONNCCE-2003, que utiliza pasta abrasiva, dando la opción de usar la de la marca Leneta, o también la opción de prepararla en el laboratorio.

Si hablamos de Brasil, allí tienen dos normas, por un lado la ABNT NBR 15078:2015 – Resistencia a la Abrasión húmeda sin Pasta abrasiva, que aplica para Pinturas Económicas, y por otro lado la ABNT NBR 14940:2018 – Resistencia a la Abrasión húmeda con Pasta abrasiva, que aplican para pinturas de un mayor performance; en Brasil se conocen como Standard, Premium y Súper Premium).

En términos generales, se tiene una mayor aproximación entre las normas mexicanas y la brasileñas; la primera de ellas (ABNT NBR 15078:2015), tiene mucha similitud con la mexicana (NMX-U-116-SCFI-2018), la segunda ABNT NBR 14940:2018, tiene más similitud con la mexicana NMX-C-429-ONNCCE-2003 y la colombiana NTC 966.

Como se relacionó al principio, la ASTM D 4828: 1994 (re-aprobada en 2016) (Métodos de prueba estándar para Lavabilidad práctica de recubrimientos orgánicos), es referenciada por la NTC 799 Colombiana, y realmente en términos generales es muy similar, solo que la colombiana define de una vez las manchas, y el cálculo final para reportar el dato.

Otra norma relacionada con el tema, y que es referenciada en la ASTM D 4828: 1994 (re-aprobada en 2016), es la ASTM 3450 -15 (Método de prueba estándar para Propiedades de lavabilidad de revestimientos arquitectónicos interiores), este método que también habla de la lavabilidad, estipula que la mancha es una dispersión de negro de humo en aceite mineral, acá la ventaja, o el aporte del método es que la evaluación se hace con base a la relación entre las reflectancias; R2/R1 x 100; donde R1 es antes de ser ensuciado (color original), y R2, es después de ser ensuciado y limpiado. Este método presenta dos alternativas, primero se limpia con solución no abrasiva, y si la relación es menor de 96%, se repite sobre otro panel, usando ahora medio abrasivo.

En Colombia un método similar a este (aunque con muchas diferencias desde el punto de vista de tiempo de secado, modo de aplicación, limpieza, entre otros), es el que se conoce como prueba de Gilsonite, la cual en algunos laboratorios ha pasado a evaluarse con la diferencia del amarillentamiento o delta de color. En México, algunos fabricantes aplican un método muy similar al colombiano NTC 799.

Conclusiones
En resumen, no es posible comparar pinturas entre nuestros países, dado que los métodos de ensayos definidos difieren bastante, y no solo esto, la verdad es que se tienen conceptos y se evalúan características diferentes, porque podríamos tener una pintura que tenga una resistencia importante al frote con el cepillo, pero sin embargo ante una mancha, esta penetra, y se necesite remover una buena cantidad de la película, para dar la sensación de limpieza, esto si no se afecta otros aspecto del recubrimiento (cambios por el tallado de la superficie y cambio de brillo).

Ahora bien, si miramos hacia atrás, y analizamos lo escrito, tal vez lo más rescatable, es que una buena forma de hacer que estas evaluaciones tengan una mejor repetibilidad y reproducibilidad, es haciendo que la evaluación más que visual, sea por colorimetría.

Es claro que a excepción de la ASTM 3450 y la prueba de gilsonite, que ya incluyen una aplicación de mancha de mayor área sobre la leneta (donde se pueda hacer la lectura con el colorímetro o espectrofotómetro), para las otras no se podría aplicar, pero si se puede hacer un llamado a los estudiosos de las normas y a los comités que participan en la modificación de esta en cada uno de nuestros países, para que se haga un estudio, que permita conservando la estructura de la norma, redefinir la aplicación y la evaluación vía lectura de las diferencias de color.

Aunado a esto, no queremos perder la oportunidad de hacer una llamado a que haya mayor similitud y, por qué no, igualdad entre las normas de nuestros países latinoamericanos. Este llamado sería hacia los métodos de ensayo y no hacia las especificaciones, pues ya esa definición sí es muy propia de cada uno de nuestros países.

*STAR – Asociación de Técnicos Andinos en Recubrimientos.

Federico Duarte
Author: Federico Duarte
Editor en Latin Press, Inc.
Comunicador social y periodista con experiencia de más de 15 años en medios de comunicación. Apasionado por hacer de la vida una historia para contar. fduarte@latinpressinc.com

No hay ideas en “Lavabilidad en arquitectónicas base agua”

• Si ya estás registrado, favor ingresar primero al sistema.

Deje su comentario

En respuesta a Some User
Suscribase Gratis
SUSCRÍBASE AL INFO-BOLETIN
¿REQUIERE UNA COTIZACIÓN?
ENTREVISTAS DESTACADAS

Entrevista con Sergio Zárate de Lanxess

Entrevista con Sergio Zárate Empresa: Lanxess Realizada por Ana María Mejía Evento: LACS 2019 - México Junio 2019

Entrevista con Roberto Barrera de Lubrizol

Entrevista con Roberto Barrera Empresa: Lubrizol Realizada por Ana María Mejía Evento: LACS 2019 - México Junio 2019

Entrevista con Miguel Ángel Castillo de Evonik

Entrevista con Miguel Ángel Castillo Empresa: Evonik Realizada por Ana María Mejía Evento: LACS 2019 - México Junio 2019

Entrevista con Marcos Basso de Eastman

Entrevista con Marcos Basso Empresa: Eastman Realizada por Ana María Mejía Evento: LACS 2019 - México Junio 2019

Entrevista con Juan Carlos Orozco de DOW

Entrevista con Juan Carlos Orozco Empresa: DOW Realizada por Ana María Mejía Evento: LACS 2019 - México Junio 2019
Load more...
PATROCINADORES










ULTIMO BOLETIN
Ultimo Info-Boletin